NIÑOS QUE CRECEN SIN SU PADRE PODRÍAN CONVERTIRSE EN ADULTOS MÁS FUERTES E INTELIGENTES

La figura paterna es tan importante como la materna por distintos casos en las familias muchas de las veces el padre no está presente en la vida del niño.

Aunque es triste crecer sin un padre, su ausencia trae ciertos cambios en cuanto al crecimiento y personalidad del niño que verá en el futuro gracias al cariño de su madre. La ausencia del padre en la vida de un niño puede deberse a diferentes motivos personales de la vida, aunque para nada es justificable y es importante mencionarlo.
El sentimiento de abandono estará presente en el niño y más cuando es consciente de la ausencia del padre, la madre enfrentará toda la responsabilidad y deberá de educar y criar a su hijo siendo mamá y papá al mismo tiempo. El cariño de la mamá se quedará grabado en el futuro en la conducta de su hijo.

El niño al crecer se dará cuenta del esfuerzo y sacrificio que hizo su madre y el, al convertirse en adulto tendrá una mentalidad inteligente y responsable, con valores que le enseño su madre y sabrá que elegirá a una buena mujer como esposa y jamás abandonará a sus hijos, pues sabe lo que es tener la ausencia de la figura paterna.

Lamentablemente el número de niños que crece sin su padre por voluntad está creciendo, las familias están cambiando y es común ver a un niño crecer sin su padre o madre.
Cualquiera que fuera la razón cuando el progenitor que está presente se esfuerce por cumplir ambos roles de madre y padre, los niños que crecen sin padre tienen vacíos emocionales que deben ser atendidos.
Hablar con ellos claramente sin rodeos y mentiras pues ellos entenderán y de todo se dan cuenta y saben distinguir quién los ama y quien no.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *